Banners
Banners

La terna sale a hombros en "El Relicario"        

Tras una lluvia de trofeos con un total de seis orejas y un rabo

Tras cortar dos oreja y rabo, Arturo Macías resultó el máximo triunfador de la corrida de este viernes en Puebla, el hidrocálido compartió la salida en volandas con el español Eduardo Gallo que cortó dos apéndices al segundo toro de su lote, y con Fermín Espinosa "Armillita IV" que apuntó una oreja en cada uno de sus astados.

Recibió Arturo en tablas al quinto con dos largas de rodillas aunque ya en los lances posteriores solo hubo voluntad, tras un puyazo de José Prado, Arturo Macías "El Cejas" se dejó ver mucho para preparar el quite, con parsimonia se puso el capote a la espalda aguantando eso sí en gaoneras valientes que le festejaron fuerte.


Se cambió el tercio con dos pares y le brindó a Pedro Haces para irse de rodillas a empezar su faena, pidió a los músicos la de aquí y en la primera serie derechista el toro se rajó pero al insistirle con la zurda logró momentos importantes; después pidió a la banda interpretara la suya y con el fondo de "Pelea de Gallos", siguió el toreo para el público de viernes en la noche que lo mismo puede ir a la disco, al antro o a los toros a tomar cerveza.


El toro le echó mano y le pegó un pitonazo en el muslo derecho lanzándolo con fuerza y salvándose de la cornada, eso impresionó más a la gente que metida en la muleta como el toro, pidió las orejas tras pinchar Macías en el cite a recibir, luego metió gran estocada que tumba sin puntilla, concediéndose el rabo que protestaron al dar la vuelta.


A su primero recibió con dos lances de los que siguió su viaje, posteriormente lo enceló y toreó en bonitas verónicas dando paso a un puyazo en el que le hicieron sangre al quedarse más en el peto. Brindó al respetable antes de doblarse bien con el venteño al que le trazó los primeros ayudados, por momentos se le quedaba sobre todo en un remate rodilla en tierra con el de pecho comprometido. 

Al intentar con la izquierda el toro se le escapó pero aún así logró otros estimables muletazos; con decisión entró a matar y pinchó arriba, muy molesto dejó entonces la estocada definitiva no obstante al prolongarse la agonía sonó un aviso y puso fin con certero descabello para escuchar palmas.

Tocó en suerte a Eduardo Gallo un bonito castaño que empezó bien y terminó rajándose, lo lanceó con limpieza y remató con el manguerazo; Erick Morales lo picó bien siendo despedido con palmas luciéndose también en un par Ángel Alberto González y Alejandro Prado en los dos únicos pares que le clavaron ya que con eso se cambió el tercio. 

Se acomodó el torero español por el lado derecho aunque luego en dos ocasiones se le salió suelto el toro, teniendo que continuar su labor cerca de tablas y posteriormente cerca de toriles, dejó estocada delantera y desprendida concediéndose una oreja que era correcta sin embargo con algo más de petición se entregó la segunda que le protestaron fuerte al pasearla.

En el que abrió plaza dio dos lances sueltos y cambió los procedimientos de acuerdo a la conducta del toro al que tuvo que fijar, hubo puyazo fue prolongado sin que el astado se empleara y tras ello un buen par de Ángel Alberto González; en los primeros compases del trasteo Gallo lo lidió con buena técnica pese a que el toro se le revolvía, le descubrió otras condiciones por el izquierdo y ahí le dio dos series bien ejecutadas pero el animal empezó a salir distraído; ejecutó tres molinetes seguidos antes de la estocada entera apenas adelante que hizo doblar sonando las palmas.

Quien tocó pelo en primer término fue el también hidrocálido Armillita IV que no fijó las zapatillas en el recibimiento al tercero, el toro se dolió en dos viajes al caballo siendo en la segunda ocasión que se quedó más con el piquero; voluntarioso Armillita se estiró en algunos pases derechistas resultando mejores algunos naturales; un tanto incierto el animal de pronto se escupía o no pasaba completo, entonces metió el torero la espada con facilidad y con leve petición se concede la primera oreja de la velada.

Poco hubo con el capote en que cerró plaza que empujó algo en el peto, la faena inició también con acompañamiento musical pidiendo el torero también la de aquí y al son de "Qué Chula es Puebla" vimos una labor de poca estructura y trascendencia pero para mantener el ritmo triunfal del festejo se le entrega una oreja después de la estocada caída.

Ficha
Puebla, Pue.- Plaza “El Relicario”. Un cuarto de entrada, en noche agradable. Toros de La Venta del Refugio muy bien presentados y de escaso juego en su conjunto, de los que destacó el 5o. que fue premiado con vuelta al ruedo. Pesos: 610, 550, 550, 573, 574 y 570 kilos. Eduardo Gallo (nazareno y oro): Ovación y dos orejas protestadas. Arturo Macías (teja y oro): Ovación tras aviso y dos orejas y rabo con protestas. Fermín Espinosa "Armillita IV" (manzana y oro): Oreja y oreja. Incidencias: Destacó en varas Erick Morales que resultó ovacionado tras picar al 4o. Asimismo en banderillas Ángel Alberto González, durante el mismo toro.






Compartir noticia



altoromexico

Medio de comunicación de actualidad taurina