Banners
Banners

José María Macías triunfa en Tlaxcala       

Cuajó una faena al segundo ejemplar de su lote

El joven matador José María Macías salió a hombros tras desorejar a su segundo toro en la corrida de este domingo en la Plaza Jorge Aguilar "El Ranchero", en una tarde en la que Gerardo Rivera se llevó un apéndice y Héctor Gabriel se fue de vacío por los fallos con el acero.

Desde su alternativa hace escasos dos meses, llamó la atención el desempeño de José María, que hoy ha ratificado con una actuación en la que además de solvencia mostró capacidad de lidiador,  frente a un buen toro de Don Antonio De Haro de nombre Despeinado merecedor de arrastre lento.

El joven huamantleco lució mucho desde que lo toreó de capa con lentitud cargando la suerte y ganando terreno, para dar paso a un buen puyazo de David Leos que escuchó sonoras palmas al abandonar el ruedo; tras ello un buen quite por saltilleras exponiendo y con la muleta compuso una gran faena entendiendo al ejemplar y midiendo bien sus tiempos y distancias.

Cuando fue a tablas para recoger la espada, el toro se distrajo por lo que el torero tardó en conseguir la igualada no obstante, consiguió un estoconazo mojándose auténticamente los dedos para hacer doblar de inmediato al toro, que fue premiado como lo hemos señalado y José María con las orejas.

Ante su primero instrumentó lances de buena factura en el saludo que remató con clásica media y luminosa revolera. Con torería dio principio a su labor llevando el engaño en la izquierda y ejecutar suaves ayudados por abajo. En los medios cuajó buenos momentos sobre la mano derecha y aún mejores fueron los del lado natural, pudo haberse llevado un premio sin embargo pinchó, sonó un aviso y tuvo que conformarse con palmas.

Con buenos procedimientos Gerardo Rivera veroniqueó al cuarto y tras un fuerte puyazo de Rafael Bolaños tomó los palos cubriendo el tercio con voluntad de agradar. El toro era pronto y quiso aprovechar el torero para iniciar su faena en los medios con un cambiado por la espalda, que quedó en un muletazo por alto al bajar algo la velocidad de la embestida.

Posteriormente vinieron momentos importantes en la faena, aunque sin la ligazón suficiente pero con valor y entrega sobre todo en unas manoletinas ajustadísimas; colocó media estocada que surtió pronto efecto y le conceden una oreja luego que el toro fuera premiado con arrastre lento.

Ya había mostrado actitud similar en el que abrió plaza al que fue a recibir a portagayola en un lance comprometido cuando se revolvió pronto el toro, tras ello las verónicas fueron regulares y un puyazo prolongado que hizo sangrar en demasía. Tomó las banderillas para un tercio regular cerrado con un par al violín ajustado y comprometido.

En tablas dio inicio a este trasteo en el que logró series derechistas templadas, que luego fueron bajando en intensidad al verse menguadas las condiciones del toro por el castigo recibido al grado que se echó momentáneamente poco antes que el torero entrara a matar; señaló un pinchazo después dejó estocada delantera que hizo doblar para retirarse entre palmas.

El poblano Héctor Gabriel tuvo sobre todo en su primero una gran actuación; había empezado poco lucido con la capa y posteriormente los banderilleros  tuvieron pobre labor al clavar; después de eso el trasteo alcanzó niveles importantes de emoción con la muleta entendiendo el torero al toro y consiguiendo naturales con temple, así como los ayudados de derecha que prendieron el entusiasmo en el tendido; todo estaba para que se le premiara cuando vinieron varios pinchazos echando a perder la obra; sonó un aviso, el toro fue ovacionado en el arrastre y también el torero al saludar.

Con el quinto que no hizo honor a su turno en el orden de salida, el coletudo poco se confió con la capa y con la muleta, pues eran evidentes las complicaciones de este toro; también volvió a estar mal con la espada para que le sonaran dos avisos y se retirara en silencio.

Ficha
Tlaxcala, Tlax. Plaza Jorge Aguilar "El Ranchero". Corrida de la Independencia. Dos tercios del aforo en tarde nublada con amenaza de lluvia. Seis toros de De Haro bien presentados y de buen juego en su conjunto destacando el 4o y el 6o premiados con arrastre lento. Pesos 480, 480, 510, 480, 500 y 480 kilos.
Gerardo Rivera (catafalco y azabache): Palmas y oreja. Héctor Gabriel (blanco y oro): Ovación tras aviso y silencio tras dos avisos. José María Macías (blanco y plata): Palmas tras aviso y dos orejas.
Incidencias: Destacó en banderillas José Luis Castañeda que saludó tras parear al 5o. Al final del festejo Antonio y Vicente De Haro dieron vuelta al ruedo en compañía de José María Macías. 






Compartir noticia



altoromexico

Medio de comunicación de actualidad taurina